¿Cómo ser tutor legal de una persona mayor?

Cuando una persona mayor está incapacitada, y no puede valerse de sí misma ni velar por su patrimonio, las autoridades judiciales se encargarán de designar a un tutor legal para que se haga cargo del cuidado de esta persona, y de sus necesidades básicas. En este post obtendrás toda la información sobre cómo ser tutor legal de una persona mayor.

Pero antes te comentamos, que ser tutor de una persona mayor involucra una serie de obligaciones que buscan garantizar la seguridad y bienestar del tutelado. Será entonces necesario asegurar sus necesidades básicas, tales como: vivienda, alimentación, sanidad, etc.

Asimismo, el tutor se hará cargo de la administración de sus bienes, incluyendo también, ciertos trámites administrativos extraordinarios, dando cuenta siempre de ello ante las autoridades judiciales.

¿Quién puede ser tutor legal?

Para ser tutor legal de un mayor, se debe cumplir con lo establecido en la ley. En el caso de que un mayor sea declarado incapacitado, se demanda que el Juez le establezca un tutor según la prioridad que se establece en el Código Civil. Estos pueden ser:

  • Persona elegida por el tutelado
  • Cónyuge que reside con el tutelado
  • Progenitores
  • Persona elegida por el tutelado de acuerdo a su última voluntad
  • Familiar descendiente, ascendiente o hermano(a) designado por el Juez

Cuando la persona mayor no cuenta con un familiar o algún tipo de ayuda social, se le puede asignar como tutor a una entidad jurídica como puede ser una fundación tutelar.

En todo caso, la decisión que se tome dependerá de este orden o jerarquía, pero también de la capacidad de los candidatos.

¿Quién no puede ser tutor legal?

Aunque esta jerarquía ha sido establecida por la ley, este orden de prioridades puede ser modificada por las autoridades judiciales. De acuerdo al Código Civil, no podrán hacerse cargo de una persona mayor:

  • Aquellos que por resolución judicial se encuentren privados o suspendidos de sus derechos de patria potestad, o de guarda y educación.
  • Aquellos que hayan perdido legalmente una tutela anterior.
  • Aquellos que tengan sentencia privativa de libertad.
  • Aquellos que han sido penados por algún delito.

Asimismo, el Juez puede no otorgar una tutela por otros casos, tales como, la enemistad entre ellos, o la imposibilidad de hecho.

¿Cómo ser tutor legal de una persona mayor?

Compromisos del tutor legal

El Código Civil señala unas obligaciones de tipo personal y patrimonial, que la persona responsable como tutor legal debe cumplir. Estas son:

1. Personales

En el ámbito personal, el tutor tiene la responsabilidad de:

  • Proveer de alimentos
  • Fomentar la capacitación de la persona tutelada y promover su inserción social
  • Comunicar anualmente acerca de la situación del tutelado y la administración de su patrimonio, ya que la tutela estará supervisada por el Ministerio Fiscal
  • Velar y cuidar del tutelado.

2. Económicas

En el aspecto económico, el tutor tiene la responsabilidad de:

  • Administrar de manera adecuada y sin desidia el patrimonio del tutelado
  • Ejecutar los trámites de administración extraordinarios referidos al patrimonio del tutelado. Para lo cual ameritará siempre una autorización judicial.

Requisitos para ser tutor legal de una persona mayor

La primera condición que se debe cumplir es que el Juez haya declarado la incapacitación del tutelado. De acuerdo al Código Civil, la incapacitación puede ser por deficiencia física o mental.

El proceso de incapacitación puede ser iniciado por los familiares asistiendo al Juzgado de Primera Instancia, pero solo a través de un procedimiento judicial puede una persona ser declarada incapacitada.

Luego de ello, el Juez dictaminará quién podrá ser su tutor legal. Sin embargo, revisará en primera instancia lo que la persona como previsora haya dejado por escrito para la designación de algún familiar u otro para esta función. En caso de que el tutelado no haya designado a alguna persona, se llevará conforme a lo establecido por el Código Civil, de acuerdo a la naturaleza y jerarquía de las relaciones personales del mayor incapacitado. En todo caso, el Juez aceptará su cargo, a pesar de ser el autorizado para nombrar al tutor.

En resumen, es importante comprender que ser tutor legal de un mayor conlleva una serie de responsabilidades que deben cumplirse para brindar cada día al tutelado su bienestar e integridad.

Ariadna Martinez Campoy
Últimas entradas de Ariadna Martinez Campoy (ver todo)

Sugerencias:


Warning: Trying to access array offset on value of type bool in /var/www/vhosts/iberabogado.com/httpdocs/wp-content/plugins/wp-whatsapp-chat/lib/class-frontend.php on line 24

Warning: Trying to access array offset on value of type bool in /var/www/vhosts/iberabogado.com/httpdocs/wp-content/plugins/wp-whatsapp-chat/lib/class-frontend.php on line 24
× ¿Cómo puedo ayudarte?